Pages Navigation Menu

Manual de supervivencia para mujeres positivas

PROPÓSITOS, REBAJAS, DUDAS Y DIETAS

QUIEN PASA EL MES DE ENERO, PASA EL AÑO ENTERO

Chicas, por fin se ha acabado el roscón. Este año nos hemos puesto las botas, bueno de roscón, de turrón de chocolate, de bombones y de muchos otros productos híper calóricos y adictivos que sólo están permitidos en esa época del año, (porque este año, de luces andábamos escasitos, pero de ofertas de turrones…) Ahora no queda más remedio que pasar al otro extremo, dejarlos radicalmente, aniquilarlos, hacer como si nunca hubieran existido (pobre roscón que existencia más efímera, le pasa por tener ese apellido). Lo mismo que los regalos, las reuniones familiares y los días de fiesta, ya han llegado a su fin, no hay ni una sola hasta abril cuando le toque a la semana santa empezar con sus propias tradiciones. Así son los convencionalismos sociales, está permitido comer, beber y bailar, pero sólo cuando toca.

Y es que enero es como las bodas, tiene más protocolos que ningún otro mes del año. Lo empiezas a la pata coja, comiendo, bebiendo y atracándote a uvas ( que este año parecían sufrir de gigantiasis porque tenían el tamaño de las ciruelas claudias y sólo podías tragarlas acompañadas de una botella entera de cava); y lo terminas pasando hambre, sin probar ni un dulce, y también a la pata coja, pero por los equilibrios que tienes que hacer para llegar a fin de mes sin un duro en el bolsillo después de tanto regalo y de haberte hinchado a comprar en las rebajas toda esa ropa que no necesitas, que quizá nunca te pongas, pero que no pudiste evitar comprar porque estaba muy barata. Además por si fuera poco, enero es el mes de los propósitos, esos absurdos planteamientos anuales, inspirados en personajes de ficción que sólo sirven para que se forren los gimnasios y los vendedores de dietas milagro.

Nosotras este año hemos decidido que ha llegado el momento de replantearnos la lista de propósitos, -con lo de las rebajas ni  lo intentamos, sabemos que es una enfermedad incurable, pero con los propósitos es distinto, sobre todo porque algunos de ellos más que propósitos parecen despropósitos, tal es su capacidad de sobrevivir año tras año permaneciendo intactos-. Está claro que si unos objetivos tan simples como comer sano, hacer ejercicio, ser agradecidos, y tener actitud positiva ante los avatares de la vida, nos resultan tan insoportablemente difíciles, es porque algo por ahí dentro, está fallando y antes de nada debemos remediarlo.

Si  vosotras también estáis en semejante situación, tranquilas, hemos descubierto que casi siempre todo esto tiene que ver con ese montón de creencias, dogmas y obligaciones que hemos ido aprendiendo y grabando en nuestro cerebro desde la infancia, pero que un día dejan de estar de acuerdo con nuestras verdaderas preferencias y anhelos personales. Y aunque preferimos creer que no pasa nada y que así podemos vivir toda la vida, ocurre que a veces, estos anhelos ocultos, hartos de su reclusión, deciden romper su silencio y empiezan a supurar por donde menos nos esperamos, unas veces en forma de hernia, úlcera, alergia, flemón, o  ciática, y otras en formato insulto que lanzamos a los demás.

Entonces es cuando hay que dejarse de dietas y plantearse nuevos propósitos para el inicio del año, tratar de descubrir cuáles son estas creencias limitantes y darles carpetazo. Algo así como en esa escena de la película “Novia a la fuga” en que Julia Roberts no sabía cómo le gustaban los huevos, “ me gustan como a él supongo….” y se pasaba un día entero probando tipos de huevos para averiguar cómo le gustaban a ELLA.

Por eso chicas, este mes de Enero, os invitamos a descubrir qué es lo que realmente queréis hacer o ser en la vida, escucharos a vosotras mismas, y sustituir esas creencias que os están limitando por otras que os ayuden a realizaros. Pero mientras os decidís no dejéis de ir a las rebajas y pillaros algún modelazo, que en nuestra opinión son uno de esos protocolos del mes de Enero que de momento no vamos a intentar cambiar.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

bloglovin